.............

miércoles, 28 de mayo de 2014

Con una uña menos

Así es. Ahora ahorraré tiempo al cortarme las uñas. Tengo sólo nueve. Mi dedo medio fue atrapado esta mañana al abrirse las puertas de un carro del metro cuando tuve que apoyarme en una de ellas para no caer debido a la presión por entrar, de la gente que estaba tras mío. Dicen que el dolor avisa y realmente así es. Logré zafar mi amoratado dedo medio con daños evidentes en su uña. Personal de metro, en otra estación, me atendió muy gentilmente dándome las primeras curaciones y me derivaron prontamente a la Mutual de Seguridad para ser atendido como accidente de trayecto al trabajo. Debo decir que en la Mutual fui muy bien atendido: radiografía, cirugía, remedios, fechas de control y una orden de reposo por el día de hoy. Hace unos minutos, recibí una llamada de Metro de Santiago, para saber de mi estado, lo que agradezco desde aquí.  A esperar ahora que salga mi nueva uña. Del dolor, hablamos otro día.

3 comentarios:

R.B.ortiz dijo...

Pero, no anuncian por parlante tener cuidado con el cierre de puertas? que pasó?

pmartinez51 dijo...

Fue al ingresar, en la apertura de puertas. Tendré más cuidado. Gracias.

Anónimo dijo...

De verdad el metro es una jungla. Espero tu dedo este mejor. Leí tu comentario en mi blog. Cierto, el curanto estaba de miedo. Saludos
Nora Guerra